Día de los Inocentes

La celebración extendida por todo el mundo, es considerada una tradición pagana-religiosa. En sí, el origen de esta fecha es porque la Iglesia católica conmemora este día en honor a los cientos de infantes que fueron asesinado en Belén por órdenes del rey Herodes. Pero si ésta es una conmemoración de un hecho sangriento, ¿por qué se acostumbra hacer bromas en este día? El presumible luto se convirtió en jolgorio durante la Edad Media.

Cada 28 de diciembre se celebra  en los países hispanos el Día de los Inocentes, pero ¿cuál es el origen de esta celebración?

De acuerdo con el Nuevo Testamento, San Mateo explica cómo unos sabios (los reyes magos) llegaron a Jerusalén y se presentaron ante el rey Herodes manifestándole que iban en busca del futuro rey de los judíos que acababa de nacer. Herodes desconfiado y temeroso de perder su poder, pidió a los reyes magos que fueran en busca de este niño y que volvieran con información de su paradero.

 

Ante esa petición los sabios burlaron la solicitud por lo que el emperador mandó un grupo de soldados a Belén a matar a todos los niños menores de dos años. Si bien este relato está escrito en la Biblia, el hecho no está documentado en la historia de su época. No hay evidencia histórica de que esto sucedió y mucho menos de que ocurrió un 28 de diciembre.

Compartir

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.